Las células mamá humanas permiten que el maniquí pruebe el impacto del fármaco en la barrera sanguínea del cerebro

0 1


Utilizando un modelo experimental para simular la barrera hematoencefálica, científicos de Suecia han informado con un detalle sin precedentes cómo los antioxidantes protegen al cerebro de la inflamación causada por enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer y el Parkinson.

El estudio, realizado como prueba de concepto por los desarrolladores de modelos cerebrales del KTH Royal Institute of Technology en Estocolmo, mostró en detalle minuto a minuto cómo reacciona la barrera hematoencefálica a los altos niveles de inflamación después de la administración de un nuevo fármaco. .generación. derivado del fármaco antiinflamatorio ampliamente utilizado, NAC (N-acetilcisteína).

Las pruebas de NACA (amida de N-acetilcisteína) por primera vez con células derivadas de células madre humanas mostraron que romper la barrera bajo altas cargas de inflamación es “en realidad más complejo de lo que pensamos”, dice el investigador de KTH Thomas. Winkler.

Los resultados fueron publicados en la revista, Pequeña.

“Esta fue la primera prueba de este compuesto NACA con células madre humanas”, dice Winkler. “Los resultados muestran que podemos usarlo para probar otros derivados del compuesto NAC, así como varios antioxidantes, y ver si encontramos algo que tenga una protección neuronal aún mayor”.

La coautora Isabelle Matthiesen, estudiante de doctorado en KTH, dice que la investigación no pretende proporcionar una prueba definitiva de cómo los antiinflamatorios afectan el cerebro; sin embargo, los resultados proporcionan evidencia alentadora de que el modelo podría reemplazar las pruebas de drogas en animales antes de los ensayos clínicos.

“Hemos basado con éxito la barrera en células derivadas de células madre humanas, por lo que este modelo es relevante para los medicamentos que se están probando en humanos, mientras que otros modelos están hechos con células animales o son demasiado simples para monitorear de cerca”, dice Matthiesen.

El modelo de cerebro en un chip de los investigadores es en realidad una configuración de dos capas en la que pequeños canales transportan sangre simulada y agentes inflamatorios, así como fármacos antiinflamatorios, a través de compartimentos que simulan el espacio perivascular dentro del cerebro y el exterior. sistema vascular.

Al igual que en un cerebro real, estas dos áreas están separadas por una barrera hematoencefálica, una membrana de células que recubren los vasos sanguíneos del cerebro.

Esta capa se mantiene unida por uniones estrechas que evitan que las moléculas pequeñas se propaguen a través de los espacios entre las células. La barrera actúa como un filtro para evitar que las sustancias nocivas pasen al tejido cerebral desde el torrente sanguíneo.

En el modelo, la barrera está representada por una membrana de células derivadas de las células madre de un solo paciente, entrelazadas con proteínas.

La actividad celular es monitoreada por sensores electrónicos capaces de tomar medidas cada minuto, ya que la barrera está expuesta a tensiones similares a las causadas por enfermedades neurodegenerativas.

Winkler dice que los detalles minuto a minuto son importantes porque muchos procesos celulares ocurren rápidamente.

“Por ejemplo, cuando se administra un medicamento por primera vez, provoca un cambio enorme en las células, por lo que se estabiliza”, dice Winkler. “En los métodos típicos de prueba de drogas, no verías esos cambios rápidos.

“Ahora podemos ver que la ruptura de la barrera hematoencefálica se produce rápidamente bajo estrés y pudimos ver cómo podría prevenirse esto con el antioxidante”, dice.

Fuente de la historia:

Materiales proporcionados por KTH, Real Instituto de Tecnología. Nota: El contenido se puede cambiar por estilo y longitud.

También podría gustarte
Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More